miércoles, 13 de enero de 2016

Pintando ladrillos


Buenas que tal!! por fin se acabaron las fiestas........ bien!!!!
Siempre paso la Navidad en casa de mi hermano así que puedo contar con unos cuantos días seguidos para poder liarme a la faena, esta vez me he dedicado a poner ladrillos, eso si de brocha y pintura : )
¿Que os parece? ¡¡ A mi me encanta!!



aquí tenemos a Papa Noel bajando por la chimenea


El resultado es genial y el coste más genial  aún.
 En este caso escogí un rojo inglés, para casa utilizare  gris para mi cuarto y un amarillo para el cuarto de mi hija que quiere un acabado estilo cómic, haber como queda.... ya subire fotos

Materiales necesarios


  • Pintura
  • Esponja
  • Brocha
  • Pegamento
  • Listón de madera
  • Tijeras
  • Recipiente para la pintura   
  • Cinta de carrocero                                                                                                                   

Para empezar hay que fabricarse "el ladrillo", utilice un tablón de palé, lo corte 20 x 6 cm .
Pegamos la esponja con cola y colocamos peso durante bastante rato para que pegue bien, según lo que se vaya a pintar no se hará de una tirada y necesitaremos lavarlo, así que bien pegado para que nos dure y no se nos despegue a la mitad ya que si no estuviese pegado a la madera no ejerceremos la misma presión en toda la esponja.
Empezamos a ras de suelo o de zócalo y vamos dejando un dedo aproximadamente entre ladrillo y ladrillo.
Repartiremos la pintura en una franja en el recipiente que usemos para ir mojando la esponja cada vez que nos haga falta, l@s que conocéis los sellos en manualidades es el mismo sistema, facil.facil : )
Una vez terminemos la primera fila, colocamos por tooooooda ella en la parte superior cinta de carrocero o pintor y colocamos el primer ladrillo en la mitad de los dos de abajo y así sucesivamente.
Cuando se acerque la esquina y no podáis colocar un ladrillo entero, tapar el anterior con un papel para no mancharlo y aplicarlo desde la esquina, aplicaremos el ladrillo entero pero mitad pintará la pared y la otra mitad el papel asi tendreis vuestro medio ladrillo, eso si aseguraos de dejar la distancias entre ladrillos.
 Y ya esta asi de facil!!

¡¡¡Mil besos!!!